Ventiladores hasta en la Cruz de Ferro

XXXLimagenLa hasta ahora espléndida panorámica del Alto de Foncebadón dividiendo las cuencas del Duero y del Sil/Miño, las tierras maragatas y las bercianas, dará paso a una visión quijotesca (¿o mejor sanchesca?) de gigantes (¿o mejor molinos?): de molinos gigantes componiendo una suerte de Vía Crucis aspado (que no sagrado), erigido una vez más en honor del dios presunto progreso (que no real). La Magia del Camino, el encanto y la belleza de lo que algunos llamaron Himalaya del Bierzo o Alpes Bercianos, el misticismo de los recónditos valles y montañas de la Tebaida berciana, refugios durante siglos de tantos y tantos ascetas y anacoretas que en ellos buscaron y encontraron al Creador y fundaron pueblos y monasterios, se habrá perdido para siempre. Los Sagrados Montes de León, la Sacra Ruta de Peregrinación del Camino de Santiago, habrán sido irreparablemente profanados. Los nuevos suevos del siglo XXI (que por desgracia están entre nosotros) habrán dañado irreversiblemente un lugar único, santo, histórico, mágico, patrimonio de la Humanidad, con las instituciones y sus portaestandartes al frente, con luz y taquígrafos, con premeditación, alevosía y hasta diurnidad

XXXLimagenVentiladores hasta en la Cruz de Ferro:

Technorati Tags:

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s