Al irnos de Ventas, a la derecha vemos la construccion de una ermita en un cerro arbolado, subimos
Es el mismo modelo de construccion del refugio de la Pajera y la Gabarda, parece que vale para todo
Desde alli me doy cuenta de que la panoramica es asombrosamente variada, el horizonte lejano esta lleno de notas singulares. Una iglesia con torre, un almiar, varos torrellones cercanos a la Gabarda, el perfil inconfundible del castillo de Alberuela del Tubo .. el Arco .. y asi uno tras otro todos las puntas de una estrella de marear presentaba una nota caracteristica, al igual que esos perfiles de ciudades que muestran los campanarios, torres y monumentos caracteristicos de cada ciudad
Esto para un desierto no esta nada mal !

Entramos en Sariena
Es un lugar por donde siempre pase por fuera y jamas vi su interior
Es complicado acertar con el centro, que luego resulta ser confuso y de callejones esquinosos, pero descubrimos un supermercado abierto , asi que como necesitamos velas para alumbrarnos entramos a comprar.. compramos tonterias varias (chocolate, leche condensada, aceitunas, bolsa de patatas fritas ..) pero velas no hay !

Nos vamos de Sariena la confusa. Hay chavaleria en la calle, el dia ha clareado y hace buena temperatura. Fotografiamos el infimo cubiculo del Hogar del Transeunte, al lado del cuartel de la Guardia Civil, y nos retiramos a nuestro refugio preferido, las cuevas de S. Caprasio.
La ascension la hacemos facil aunque es un tanto confusa para quien la haga por primera vez.
Cogemos ramas secas para hacer fuego y en un plis plas tenemos brasas donde hacer el cordero monegrino

Iago me avisa, mira a las 3, me vuelvo y es impresionante, una formacion de triple arco iris uno dentro de otro , algo que jamas habia visto , y estan sobre la sierra de Sta. Quiteria
– Rapido, saca tu camara !
Pero por mas que fotografio no veo en mi pantalla lo que si ven mis ojos , cada vez es mas intenso y mas impresonante

Desde el pico la vision es impresionante y teatral, brilla el poniente dejando ver la plana de Zaragoza y sus humos, el oriente enterado en la negrura de la tormenta solo muestra rayos teatrales, y arcos iris inauditos . Un momento asi es impagable

Nos vamos a nuestro refugio

En el refectorio – en la cueva mas grande – montamos nuestro refrigerio. Son las ocho y cenamos cordero asado , naranjas y un flan
En minutos estamos en los sacos de dormir . El silencio es total
Contemplamos la vela como se consume
– En casa a estas horas estariamos viendo la tele … y aun tardariamos horas en acostarnos
– Si, pero cada dia tiene su afan . Aqui toca dormir, por eso los eremitas preferian refugiarse en estos montes para rezar en paz

Salimos a ver la noche
Aqui el cielo es algo mas que impresionante, es increible !, en la lejania bajo una nube de luz se ve Zaragoza, lejos Huesca, los coches corren voraces por la nacional II, en direccion a Barcelona
Farlete aterido luce su alumbrado fluorescente bajo nuestros pies, pequeos nucleos lejanos como Monegrillo parecen luciernagas en un campo de negrura
La primera vez, Iago me dijo en una situacion semejante
– Y en Zaragoza, porque no hay tantas estrellas ?
– Si las hay, pero nos ahogamos en luz para no verlas. Asi nos creemos mas civilizados

Si la noche anterior fue una intermitente duermevela , esta vez aqui es un dormir de un tiron

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s